martes, 8 de abril de 2008

Fragmento

...Sus ojos parecían lenguas de fuego acariciando todo lo que desfilaba ante ellos. Y al igual que ese elemento quemaban, sobre todo cuando se clavaban en ti las llamas verdosas que parecían a punto de salirse de las órbitas.

No era normal una mirada así. Como tampoco lo era ella. Qué va... la vulgaridad pasaba a su lado sin atreverse a rozarla. Lo ordinario huía cuando ella aparecía.

Su vida toda entera había sido consagrada a la búsqueda de lo extraordinario, de lo invisible a los ojos de una persona corriente. Ella repudiaba ser como los demás, quería ser esa oveja descarriada que era capaz de despeñarse antes que regresar al rebaño. Por tanto, no eran inusuales los enredos en los que se metía, la vorágine de problemas en la que se hallaba inmersa.

Aun así, ella no quería cambiar. Por la sencilla razón de que vivía en un cambio constante, alarmante, vertiginoso, infinito...


Hoy me sentía un poquito escritora y he decidido "dar a luz" a este fragmento. Supongo que intentaré meterlo como sea en mi "próxima" y a la vez lejana novela.

6 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo no sabía que seguías con esto. Eso sí, ahora que lo sé lo incluí en mi espacio ya te lo dije.
Nada niña, me alegro muchísimo volver hablar contigo, porque eres buena escritora y un poco de todo en general.

Byeee!

Kaz dijo...

Me gusta...
Es como cuando ves un reflejo distorsionado en un charco, que sabes que eres tú y a la vez no un tú completo, no se, me ha gustado porque he visto parte de mi reflejo.

Rubén dijo...

Holaa muchisimas gracias por pasar y escribir pasate cuando kieras!

eleny dijo...

Acabo de ponerme a leer tu blog y me he quedado alucinada, en serio. Tienes una gran capacidad para transmitir cosas. Sobretodo me ha gustado el de "Algo sobre el amor...", es que es exactamente eso...

A mí también me gusta escribir, pero sobretodo argumentaciones y cosas así, supongo que por eso quiero hacer derecho, pues todo el mundo dice que soy muy reivindicativa. Pero luego también cosas para mi misma un poco para desahogarme en plan diario (sé que parece de niña pequeña pero a mi me desahoga un montón).

Pero tu forma de escribir me parece admirable, en serio, me llega y de verdad pienso que sería una muy buena escritora. Termina esa novela que seguro que te va a quedar genial. (Yo he empezado miles y nunca he conseguido terminarlas).

Y nada, para terminar, decirte que me pareces una persona muy interesante y que espero conocerte más. (Y que tambié cantas muy bien :) )
¡Un besote!
Elena

fei dijo...

Hace tiempo me gustaba pensar que yo era esa persona que huía de lo vulgar. Aún hoy, prefiero ser el único que cree en algo y me crezco ante la falta de razones, aunque me entristece darme cuenta a veces de la perezosa felicidad que me dan los pequeños, y los grandes, detalles mundanos... Da igual, a estas alturas nada me sorprende, pero siempre recibo bien cualquier brizna de luz del exterior... Y entiéndase como "exterior" cualquier cosa que contamine este mundo, que lo contagie con belleza, terror, alegría y nostalgia. Así pues, no puedo sino animarte a escribir una novela. Y te exigo que hables de todo: modo kitch y modo natural ;) Un beso y aúpa

Enheduanna dijo...

Vaya...asi que escribes.
Me alegra saberlo. Te iré visitando de vez en cuando.
Ánimo y no lo dejes, que se te da muy bien.
Un besote desde tierras manchegas

FEEDJIT Live Traffic Feed